Get Adobe Flash player





Reforma Tributaria 2018: Aprobado pero la implementación será de ahora en más.

Por: | en: Actualidad | el: | Imprimir Print



Durante los últimos meses de 2017 se produjo un importante debate parlamentario sobre la reforma tributaria, pero las medidas que han aprobado en la reunión de Gabinete del 22 de diciembre pasado aún no tiene vigencia ni tampoco está presupuestado para que los contribuyentes puedan gozar de las deducciones y demás beneficios. Se aplicarán de ahora en más, pero sobre los ingresos de este año 2018 y no en la Declaración de la Renta para el pago de impuestos de los ingresos de 2017, es decir, la declaración de ingresos "kakutei shinkoku” que se realizará desde mediados de febrero al 15 de marzo de este año. En la web de la Dirección de Impuestos están las debidas explicaciones e incluso lo pueden hacer de manera digital: https://www.nta.go.jp/tetsuzuki/shinkoku/shotoku/tokushu/index.htm 
 
Lo más importante es que si tienen debidamente declarado y al día las personas objeto de carga familiar, no tienen gastos médicos que superan los 100.000 yenes y no tienen otros gastos deducibles o la deducción por crédito hipotecario (jutaku-loan kojo), con el ajuste de fin de año "nenmatsu-chosei” que realiza la empresa (empleador) no es necesario realizar ninguna declaración ante la Oficina de Impuestos. Si ya tienen la constancia de ingresos y deducciones "gensen choshuhyo” es suficiente y no tienen que hacer ningún trámite ni declaración jurada. 
 
Sin embargo, si tienen ingresos extras aparte de la salarial o tienen dos o más trabajos (tipo part-time), deducciones no declaradas o necesidad de corregir o notificar un cambio como el aumento de la carga familiar (nacimiento de un hijo o la llegada de los padres jubilados sin ingresos que deciden vivir juntos, etc.), sí es necesario ir a la Oficina de Impuestos (zeimusho) para hacer la Declaración de la Renta "kakutei shinkoku”. Este trámite, si se animan a llenar todos los formularios y adjuntar los respectivos comprobantes, se puede enviar en sobre cerrado por correo. Si como consecuencia de los cálculos se produce un reintegro del impuesto a la renta, eso será depositado en la cuenta bancaria del declarante.  
 
Todavía se observan algunos trabajadores latinos que preguntan por las "devoluciones” de los impuestos como si fuese una obligación el reintegro. Encima, sigue habiendo publicidad viciosa en algunas revistas donde señalan descaradamente que van a tramitar la "devolución” de lo que han pagado, cuando en realidad no es más que un reintegro parcial del valor del impuesto por las deducciones que han declarado. Por la compra de una vivienda, hay una deducción máxima de hasta 500.000 yenes por el crédito hipotecario. Algunos siguen preguntando - totalmente confundidos - de cómo se hace para percibir "todo ese dinero”.  
 
La deducción por crédito hipotecario "jutaku loan kojo” se calcula en base al año en que adquirieron y habitaron la vivienda, el valor de la misma y superficie. Solo pueden gozar de esta deducción hasta un máximo de 10 años. Generalmente es el 1% del valor o el máximo que se establece por ley (de 300.000 a 600.000 yenes), que varía según el costo de la vivienda (de 20 a 50 millones de yenes). La casa debe tener más de 50 metros cuadrados y si es usado (segunda mano), que la antigüedad no supere los 20 ó 25 años. También hay que tener en cuenta el tipo de construcción y que el crédito del banco sea mayor a 10 años.  
 
Con respecto a la deducción por gastos médicos "iryohi kojo” pueden ver el artículo publicado hace un año que sigue vigente, con la salvedad de que, de ahora en más, no hace falta adjuntar todos los recibos. O sea, con la declaración jurada es suficiente, aunque el contribuyente deberá guardar todos esos recibos durante 5 años para responder ante cualquier duda de las autoridades.
 
Vale recordar que pueden sumar en la declaración todos los gastos médicos de los miembros de la familia que residen en la misma unidad familiar. Hay algunos gastos médicos que no son deducibles, pero si son tratamientos médicos, medicamentos recetados o no (los de la farmacia), no tendrán inconveniente. 
 
Y los que tienen ingresos extras aparte del salario habitual, desde luego deben declarar siempre y cuando supere los 200.000 yenes anual. Y si supera esa cifra y se trata de una actividad particular "jiei-gyo”, como ser la venta de determinados productos o la provisión de ciertos servicios durante el fin de semana o en tiempos libres, deberán usar el formulario B para la declaración y adjuntar una declaración jurada de los gastos que tuvieron para obtener esas ventas. Será necesario anexar los respectivos recibos. 
 
Otra pregunta que suelen hacer es si la compra de un coche (carro) es deducible. La respuesta es NO, pero si se trata de un vehículo para reparto de productos o de la actividad que desarrollan, es afirmativa pero no es que puedan deducir de una sola vez el valor de esa movilidad, sino que deben amortizarlo en base a los criterios establecidos por la ley tributaria.  
 
De todos modos, el aumento de la deducción básica de 380.000 yenes a 480.000 yenes, la revisión y mayor presión tributaria para los que tienen ingresos mayores a 8.5 millones anual, la reducción o eliminación de deducciones para los jubilados con una jubilación mayor a 10 millones, el aumento de deducciones para las empresas que ofrezcan aumentos salariales de más del 3%, la tasa turística de 1000 yenes para las salidas desde Japón (este tendrá vigencia desde el 7 de enero de 2019), el aumento del impuesto al cigarrillo, etc., se irá aplicando para los ingresos obtenidos desde el 1 de enero de 2018 en adelante. El debate parlamentario de finales de 2017 tendrá vigencia de ahora en más pero no para los ingresos del 2017. 
 
Para finalizar y sin ánimo de ser reiterativo, no hay que especular con las deducciones por carga familiar basado en el envío de remesas al país de origen. Ya hubo muchos excesos y la Auditoría General del Estado (Kaikei-Kensain) ya ha notificado y alertado de estas irregularidades e ilicitudes a la Dirección de Impuestos hace dos años atrás. Por ende, además de presentar las debidas constancias de remesas deben demostrar quién o quiénes son los beneficiarios, si tienen ingresos o bienes, etc. Lo mismo, no se puede que varios hermanos declaren como carga familiar por sus padres pues es una superposición de deducciones. Es por eso que en el formulario de la declaración hay que poner el número del My Number para que el cruce de información sea más rápido y efectivo para las autoridades tributarias. 
 
Artículos referidos a los Impuestos en Revista Latin-a: http://www.latin-a.com/index.php?action=frontpage
 

Por: Lic. Alberto Matsumoto

www.ideamatsu.com












Fiesta Peruana Kobe 2018, Décima edición/第10 回フィエスタ ペルアナKOBE 2018




  • Boletín de Noticias

  •  
  • Suscribirse